Mi cockring no me deja pensar

08/10/2012

Meter un gol a la homofobia

Filed under: Denuncia,LGBT — J-osete @ 9:00 AM
Tags: , , , ,


Mi artículo para el número de septiembre de la revista Gehitu y para mi columna en Todobarcelona.net

El fútbol, el deporte rey en el que existen multitud de reinas, pero aparentemente ningún gay. ¿Por qué no salen los futbolistas homosexuales de sus armarios? Hace unos años el diario británico The Independent intentó encontrar la respuesta a través de una encuesta llevada a cabo entre los futbolistas profesionales que juegan en UK. Un 57% de los encuestados respondió que el fútbol es homofóbico, subiendo la cifra hasta el 64.4% entre aquellos que declaraban tener algún amigo gay y alcanzando un 77% entre los futbolistas de la liga equivalente a nuestra Segunda División. Ninguna sorpresa, aquellos contextos en los que hay un mayor exceso de testosterona como las fuerzas armadas o los cuerpos de seguridad son los que más candados han puesto siempre a los armarios de sus integrantes. Para mayor gloria de nuestro escroto, además de ser homófobos también suelen ser entornos machistas y racistas.

De hecho son muchos los medios que han tratado el tema intentando establecer paralelismos entre los comportamientos homófobos y racistas del fútbol. Paralelismos algunas veces poco acertados dada la obvia diferencia entre el que puede ocultar una condición que es objeto de discriminación y el que no tiene más remedio que luchar por defender una identidad que es pública. Lo que sí demuestra la historia en ambos casos es que a medida que la sociedad se hace más tolerante, todos sus ámbitos se van haciendo poco a poco permeables al cambio. Para ello es fundamental el posicionamiento de los que nos gobiernan. Así, en los países cuyas constituciones consagran una igualdad de derechos independiente de la raza o la condición sexual, los poderes públicos –los dirigidos por partidos progresistas o de la derecha civilizada- han trabajado activamente por desarrollar políticas que luchen contra la discriminación. Y aunque es cierto que la visibilidad que facilita la total normalización aún tardará en llegar, ejemplos como los de las asociaciones de policías gays del Reino Unido u Holanda –que incluso participan en las manifestaciones del orgullo LGBT que se celebran en distintas ciudades de ambos países– demuestran que en los reductos del machirulismo más recalcitrante avanzamos por el buen camino.

España, como en otras muchas cosas, “is different”. El mundo se ha mostrado muchas veces sorprendido del camino recorrido desde la dictadura fascista que mató a García Lorca a convertirnos en el 4º país del mundo que iguala nuestros derechos civiles con los del resto de la población. Aún así en España todavía hay muchos Mauricios Colmeneros. Una posible puerta abierta al cambio podría surgir de que la mayoría son fachas que vienen con letra pequeña, porque para muchos de ellos hay una diferencia entre el pobre camarero Machupichu, que no pasa de ser un “sudaca” y Ronaldiño, que es ante todo una estrella. Como la hay si al gitano se le conoce como Camarón. La pregunta ahora sería si ese comportamiento se vería también con los ídolos del balón. Por ejemplo, ¿dejaría Iniesta de ser el jugador querido y respetado que es entre la afición si declarase ser homosexual? Porque el impacto que una noticia así tendría en la prejuiciada percepción que una parte de la sociedad aún tiene de los gays, ayudaría a avanzar unos cuantos pasos de gigante en la normalización de nuestro colectivo.

Esa es la batalla que libró la revista Zero en nuestro país, que cerró tras históricas portadas que sacaron del armario al ejército, al clero y hasta a la benemérita, sin llegar a conseguir una portada para el mundo del fútbol. Esa portada que sí le dio Justin Fashanu al periódico británico The Sun. Fashanu hizo historia por ser el primer jugador de fútbol negro en firmar un contrato de un millón de libras. Luego volvió a hacerla al ser el primer y por el momento único futbolista de un cierto nivel que se ha declarado públicamente homosexual. Su ejemplo desgraciadamente no resulta alentador dado que su salida del armario provocó su descenso a los infiernos. Expulsado de su club, repudiado por su familia y convertido en un paria para la comunidad negra, terminó quitándose la vida poco después. Quiero pensar que eran otros tiempos y que algo así no pasaría hoy en día, cuando tenemos ocasión de ver con orgullo como clubes como el Athletic de Bilbao han participado en una campaña contra la discriminación sexual en el marco del Día Internacional contra la Homofobia.

Nadie espera que Luis Aragonés pase de afirmar que no le cabe por el culo “ni el pelo de una gamba” a que declare algo como que por el ano le entra el Titanic de costado con la tripulación saludando; pero sí cabe esperar que clubes y jugadores hagan honor a los valores sociales que dice promover la FIFA en su web oficial facilitando que todos, tanto jugadores heteros como homos, empiecen a meter goles a la homofobia. Si esto no sucede es porque el fútbol, hoy por hoy, es un deporte de pelotas en el que obviamente hay muy pocos huevos.

14/09/2012

Las nuevas religiones

Me estreno como colaborador de todobarcelona.net, una web dedicada al mundo del fútbol… ¿quién dijo miedo? Aquí mi primer artículo, rescatado de mi serie de predicciones sobre el futuro de España:

En un futuro no muy lejano sólo habrá dos credos, el Fútbol y el Corazón. Años y años de ondas catódicas reblandeciendo nuestros cerebros hacen que reemplacemos aquello que necesitamos idolatrar para dar sentido a nuestras vidas: Jesús y la Virgen María se recordarán como los personajes de clásicos kitsch del cine como “Los Diez Mandamientos”. Prestigiosas revistas como Science o Nature serán quemadas en hogueras purificadoras para imponer el no-pensamiento único sustentado sobre las líneas editoriales de las nuevas biblias: Hola y Marca.

Los paparazzis serán los nuevos apóstoles. La Teoría de la Evolución de Darwin dará paso a la Teoría de la Involución del Tomate. Karmele y Mariñas serán beatificados y Ana Rosa elevada a los altares. El “padre nuestro que estás en los cielos” se sustituirá por “Carmina nuestra que estás en los cielos”; y el “Dios te salve María” se pondrá al día con un “Jorge Javier te salve Rosa Benito” -que será un “te salve deluxe” los fines de semana-.

Los nuevos iconos religiosos como “Nuestra Pantoja de los Dolores”, “Santa Esteban” o “El Cristianiño Jesús” serán sacados en procesión, ante el fervor de millones de creyentes, en festejos religiosos como los Divinos Mundiales y la Santa Semana del Sagrado Corazón.

PS: ¡Mil gracias a Ivar Matusevich por la confianza depositada en mí para llevar a cabo este trabajo!

24/07/2010

2027 – Las nuevas religiones (Predicción 4 de 6).

En 2027 habrá sólo dos credos, el Fútbol y el Corazón. Años y años de ondas catódicas reblandeciendo nuestros cerebros hacen que reemplacemos aquello que necesitamos idolatrar para dar sentido a nuestras vidas. En 2027 Jesús y la Virgen María se recordarán como los personajes de clásicos kitsch del cine como “Los Diez Mandamientos”. Los nuevos iconos religiosos como, Nuestra Pantoja de los Dolores, Santa Esteban (en la foto) o El Ronaldinho Jesús; serán sacados en procesión, ante el fervor de millones de creyentes, en festejos religiosos como los Divinos Mundiales y la Santa Semana del Sagrado Corazón. Prestigiosas revistas como Science o Nature serán quemadas en hogueras purificadoras para imponer el no-pensamiento único sustentado sobre las líneas editoriales de las nuevas biblias: Hola y Marca. Los paparazzis serán los nuevos apóstoles. La Teoría de la Evolución de Darwin dará paso a la Teoría de la Involución del Tomate. Karmele y Mariñas serán beatificados y Ana Rosa elevada a los altares. En 2027 la oración oficial será “Carmina nuestra que estás en los cielos”.

Carmina nuestra que estás en los cielos
Santificado sea tu robado
Venga a nosotros tu cotilleo
Hágase en mí según tu voluntad
así en el papel couché
como en el programa de petardeo
Nuestra exclusiva de todos los días
dánosla hoy
Inspira nuestras ofensas
como también nosotros insultamos
a los que nos ofenden en los platós
No nos dejes caer en la tentación
de cambiar de canal
Y líbranos del documental.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.